beauty heroes blue beauty
Foto: Beauty Heroes

Blue Beauty, el nuevo movimiento de la belleza limpia

Blue beauty, el nuevo movimiento de belleza limpia que se preocupa por toda la trazabilidad del producto y su efecto en el medio ambiente.
0 Shares
0
0
0

¿Qué es el movimiento ecológico “blue beauty”?

Se trata de considerar cómo cada aspecto de la fabricación de un producto podría afectar el medio ambiente. Probablemente hayas oído hablar de la “green beauty”, productos naturales que son sostenibles y buenos para el medio ambiente, pero ¿qué pasa con la blue beauty?

A diferencia de otros movimientos de belleza limpia, como la tendencia Green beauty, Blue Beauty tiene una agenda muy centrada en lo que quiere ayudar y cómo las marcas pueden trabajar para lograr el objetivo final. Esta tendencia ecológica de la industria de la belleza trata de considerar toda la trazabilidad de un producto y el impacto ambiental que podría tener, particularmente en relación con el océano.

¿Qué es la blue beauty?

La fundadora del servicio de suscripciones de belleza Beauty Heroes, Jeannie Jarnot, ideó el Proyecto Blue Beauty, que defiende un enfoque ‘azul’ de la belleza. “Las iniciativas ecológicas, como el reciclaje y el uso de suministros sostenibles, son pasos importantes para crear un negocio más ecológico”, dice el sitio web del proyecto. “Las iniciativas azules van un paso más allá. Son acciones intencionales para impactar positivamente no solo el negocio, sino también en la comunidad, los océanos, el aire y el planeta en general”.

Hay un enfoque específico en el impacto que las marcas tienen en los océanos, y el movimiento las alienta a adoptar envases reutilizables o recargables, para evitar que los desechos terminen en el mar y dañen los ecosistemas.
Kapua Browning, fundador de Honua Hawaiian Skincare, dijo a American Spa: “La belleza azul trata de dar ese paso adicional para tener en cuenta cómo está impactando al medio ambiente. Creo que la palabra ‘azul’ surgió inicialmente de la idea de crear productos que respalden la salud de nuestros océanos, pero la Blue Beauty se ha convertido en mucho más. Las marcas se están volviendo más intencionales y analizan todo, desde el abastecimiento de ingredientes, el envasado y las piezas de marketing, hasta los socios sin fines de lucro que apoyan “.

¿Cuál es la diferencia entre Blue Beauty y Green Beauty?

A diferencia de la belleza verde, la belleza azul no se trata solo de usar ingredientes limpios y de origen sostenible. Gira en torno al impacto que el embalaje tiene en nuestra vida marina, así como el desperdicio de agua y limita el daño que causamos en nuestros océanos.

La belleza azúl es el paso por encima de su contraparte verde. Mientras que la Green Beauty se enfoca en usar materiales naturales y sostenibles en sus productos, la Blue Beauty tiene un enfoque más amplio.

Se trata de considerar el ciclo de vida completo de un producto, empaque y todo. Para que sea lo más ecológico posible y reducir el impacto que podría tener en los océanos. También hay un aspecto filantrópico, con muchas marcas de belleza azul que donan a organizaciones benéficas.

“Ambos juegan un papel crucial en la lucha contra la pérdida de la naturaleza global y el cambio climático. El océano puede proporcionar soluciones que alivien la presión de las fuentes de producción terrestres y, si se restaura, el océano puede ser un verdadero héroe para alimentarnos y proporcionar soluciones climáticas naturales”, explica Alec Taylor, jefe interino de Política Marina en WWF-UK

¿Cuáles son los principales problemas para la belleza azul?

Su sensibilidad al mar significa que el impacto que los productos de belleza pueden tener en los arrecifes de coral es una consideración masiva.
Por ejemplo, Hawái ha prohibido los protectores solares que contienen dos ingredientes químicos relacionados con el blanqueo de los arrecifes de coral: oxibenzona y octinoxato. La prohibición entra en vigencia en 2021. Los artículos de belleza azul pueden ofrecer alternativas y evitar otros ingredientes que también pueden dañar el medio ambiente, como los parabenos y el aceite de palma.

¿Cómo están avanzando las marcas de belleza?

El objetivo del Proyecto Blue Beauty es conectar a las personas con las marcas e informarle “sobre sus iniciativas azules, desde envases reducidos hasta transparencia de ingredientes y filantropía ambiental”.

Por ejemplo, la marca de pintalabios Axiology, obtiene ingredientes orgánicos siempre que sea posible, incluida la manteca de karité y el aceite de moringa. Project Blue Beauty dice: “Su packaging está hecho por una compañía dirigida por mujeres y propiedad de mujeres, donde se recolecta basura de papel en la isla de Bali. Reciclado a mano y convertido en cajas. Esto evita la acumulación de basura y ofrece empleos a las mujeres en un país en desarrollo “. Axiology también reutiliza material de embalaje de una empresa de muebles local, dona a organizaciones de bienestar animal y no usa aceite de palma.

Blue Beauty, es la nueva ola de belleza limpia.

“Más de 120 mil millones de unidades de envases de cosméticos se producen a nivel mundial cada año, muchos de los cuales no son reciclables”, explica Paula Chin, Especialista en Materiales Sostenibles en WWF-UK. “La respuesta no es necesariamente cambiar a productos en envases alternativos, ya que todos los materiales pueden tener impactos ambientales negativos.

“La clave está en identificar los productos de belleza en los que el embalaje es recargable o reutilizable para otro propósito. Respaldar las iniciativas de marcas y minoristas que fomentan la devolución de los envases con fines de reciclaje. Asegurarse que, donde los envases sean inevitables, contengan materiales reciclados, ya que esto puede reducir el impacto global del carbono”, dice Chin.

¿Qué efectos tienen nuestros productos de belleza en la vida marina?

Aterrador, para 2050 habrá más plástico en los océanos que pescado, lo que significa que tenemos que hacer un gran cambio.

Chin cree que “la contaminación plástica es el signo más visible de la crisis ambiental que enfrentamos”. Ocho millones de toneladas de plástico se vierten en nuestros mares cada año matando a la preciosa vida silvestre en cada rincón de los océanos, desde las playas locales hasta el ártico congelado.

“Las empresas, los gobiernos y las personas deben desempeñar su papel para eliminar el plástico innecesario de un solo uso de nuestras vidas, usar los recursos preciosos de nuestro planeta de manera más eficiente y asumir una mayor responsabilidad por los desechos que creamos reutilizando y reciclando donde sea posible”.

Es por eso que es crucial que busquemos opciones de recarga de nuestros productos favoritos cuando estén disponibles, asegurándonos de reciclar todas las partes de los productos usados ​​si podemos. Las marcas están comenzando a introducir PCR (plásticos postconsumo) en sus envases, lo que significa que no se está produciendo plástico nuevo, lo que ayuda al medio ambiente.

Si tus productos no son reciclables, es hora de ser creativo. ¿Por qué no convertir una crema hidratante vieja en una maceta?

0 Shares

Deja un comentario

You May Also Like